Por María Sánchez

Plataformas para la creación de redes sociales y comunidades virtuales: qué son y para qué sirven

Como alternativa a los servicios de redes sociales genéricas, tipo Facebook, se pueden emplear otras herramientas o aplicaciones específicamente orientadas a la generación de redes sociales o comunidades online propias, alrededor de actividades determinadas o en torno a intereses específicos, con total autonomía y con una configuración y un diseño más personalizados.

 Existen opciones tanto gratuitas como de pago, y que, dependiendo de los casos, son más bien servicios web que permiten construir online estas redes, o aplicaciones que pueden instalarse en servidores propios, según comentamos más adelante.

Así, la institución o las personas dinamizadoras de la red pueden diseñar su red o comunidad conforme a sus preferencias, personalizando su diseño (estructura de información, herramientas activas, colores…) y forma de configuración (puede ser una red abierta o cerrada, según se escoja), y gestionándola según sus necesidades.

En el caso de uso educativo, por ejemplo, un docente puede, como administrador de la red o comunidad virtual, permitir acceder únicamente a aquellos usuarios (sus estudiantes, por ejemplo)  que determine, así como moderar los debates que surjan e incluso impedir aquellos temas que considere problemáticos.

sabías qué

También, como servicios de redes sociales específicamente orientados al ámbito académico, podemos señalar Academia.edu, red social donde se pueden crear currículums, compartir publicaciones, etc.

http://www.academia.edu/ 

 

Posibles aplicaciones

1. Innovación educativa

Sin ánimo de ser exhaustivos, puesto que principalmente el valor añadido de los servicios de creación de redes sociales y comunidades virtuales reside en su flexibilidad y sus múltiples aplicaciones educativas, a continuación se incluyen algunas ideas de usos.

Se trata de herramientas que mejoran, enriquecen y aceleran el aprendizaje (tanto en procesos formales como en el ámbito del denominado aprendizaje informal), puesto que permiten que personas con intereses comunes se agrupen e interactúen intercambiando información.

  • Entornos de aprendizaje personalizado (PLE) en procesos de enseñanza-aprendizaje.

Los sitios de redes sociales y comunidades virtuales son magníficos entornos personalizados de aprendizaje que, bien de forma combinada con el campus virtual en procesos de enseñanza-aprendizaje virtual (e-learning), bien como apoyo o complemento a la docencia presencial en el aula, estimulan la confianza, fomentan la participación y la cooperación entre pares y el aprendizaje colaborativo.

Como apunta Georgina Martín (2009) en Redes sociales y ventajas de su uso educativo "Las herramientas informáticas para potenciar la eficacia de las redes sociales online (‘software social’), operan en tres ámbitos, “las 3Cs”, de forma cruzada:

- Comunicación (nos ayudan a poner en común conocimientos). 

- Comunidad (nos ayudan a encontrar e integrar comunidades). 

- Cooperación (nos ayudan a hacer cosas juntos).

  • Apertura y aprendizaje informal

Desde el punto de vista didáctico autores como Santamaría (2010: 178-180) u otros apuntan algunas de potencialidades de uso de estas redes sociales, en un contexto más allá de la propia clase, en el marco del aprendizaje social:

Socialización e identidad digital. En lugar de como espacios restringidos, desde las redes sociales pueden hacerse públicos los trabajos e interacciones que se realizan generando identidad digital del estudiante y en otros casos del grupo, a modo de e-portafolios.

-   Aprendizaje informal. Posibilitan una educación más flexible e integradora, puesto que el aprendizaje suele generarse mediante la interacción de sus componentes y bajo entornos de aprendizaje más informales que formales, aspecto esencial del que la universidad puede apropiarse haciendo uso de estas herramientas.

Se trata, en resumen, de herramientas idóneas para el desarrollo de competencias transversales claves en el contexto europeo. Entre ellas, además del trabajo colaborativo y la autonomía, el pensamiento crítico y la iniciativa; además de que potencian competencias digitales, puesto que son un punto clave para trabajar la identidad digital propia; y facilitan las tareas de inmersión en entornos lingüísticos extranjeros.

Como ejemplo de red social para el aprendizaje de idiomas, Babbel, bajo el lema de “diviértete aprendiendo idiomas”: http://es.babbel.com/

  • Comunidades virtuales de departamentos, centros…

Las redes sociales pueden ser también, en el caso de programas académicos, departamentos, centros, (o incluso universidades) excelentes herramientas para mejorar la coordinación docente, fomentar las relaciones y el intercambio de información entre estudiantes y estudiantes y docentes más allá del aula, etc.

Ejemplo de red social de la Universidad de Vigo: http://redesocial.uvigo.es/

 

  • Fuentes de recursos para el desarrollo docente y la investigación

También existen redes sociales y comunidades virtuales, tanto a nivel regional y nacional como internacional, sobre educación, innovación educativa, TICs aplicadas a la enseñanza-aprendizaje, etc. que se conforman, por tanto, como espacios a través de los cuales los docentes y otros agentes del sector educativo pueden compartir conocimiento, experiencias y métodos didácticos.

Además estas redes sociales y comunidades virtuales sobre educación, pueden constituir un recurso interesante para la investigación en esta área en la medida en que incluyen documentos y recursos online, enlaces, etc.

Ejemplos de Redes sociales sobre educación, tecnología…

http://redsocial.uimp20.es/

http://www.e-learningsocial.com/ 

  • Espacios para el desarrollo de Congresos o Seminarios Virtuales

También estas herramientas, combinadas con otras como sistemas de videoconferencia online, permiten el desarrollo de actividades virtuales de investigación y transferencia, tales como congresos, seminarios y jornadas. Con la ventaja de que por su carácter gratuito no suponen, además, costes para las instituciones organizadoras.

El Congreso Virtual Mundial de e-learning, patrocinado por la UNIA y otras instituciones y celebrado a finales de 2012, puede ser un ejemplo ilustrativo en este sentido: http://www.congresoelearning.org/

 

2. Innovación en la gestión y comunicación

Los servicios y aplicaciones de redes sociales específicos, del tipo Elgg como se detallan más adelante, son una magnífica herramienta para la construcción de redes sociales institucionales, a modo de intranets colaborativas, con las que mejorar la comunicación interna y la motivación del personal que conforma una institución.

La UNIA está trabajando, en esta línea, su propia red social, empleando la plataforma Elgg.

 

¡Comparte otras ideas de uso a través del sistema de comentarios de este banco!

 

Principales servicios de comunidades virtuales y redes sociales

Entre los servicios para crear redes sociales educativas y comunidades virtuales, una de las más opciones gratuitas, de código abierto y más populares en la etapa más reciente es Elgg, que puede usarse tanto como servicio web como previa instalación en un servidor propio.

Otros servicios web similares son SocialGo, con una versión gratuita online que no requiere conocimientos técnicos para ser usada; y Gnoss, nacida en España.

Mientras que como aplicaciones instalables en servidores propios puede citarse Dolphin, además de pluggins instalables en gestores de contenidos como Wordpress, del tipo Buddypress, que aportan funcionalidades de comunidad virtual a los blogs.

 

Referencias:

Martín, G. (2009). Redes sociales y ventajas de su uso educativo.  http://expertoead.blogspot.com/2009/07/redes-sociales-y-ventajas-de-su-uso.html

Santamaría, F. (2010): “Redes sociales educativas”. En Landeta, A. (coord.). Nuevas tedencias de e-learning y actividades didácticas innovadoras. Madrid: Udima- Ediciones CEF, pp.173-ss.